Al árbitro ni torcarlo

rugby-agresion-arbitroHay situaciones que en un campo de rugby no pueden pasar: a un árbitro no se le toca; es más, se le respeta como al que más, ya que es el juez y dictador de todo el juego.

En un partido entre Sudáfrica y los All Blacks en 2009, un aficionado de los Boks saltó al campo para agredir al árbitro, ya que alguna de las decisiones tomadas durante el encuentro no le gustaron. Este no amante del rugby creía que por su corpulencia y su peso podría pegar y hacer lo que quisiera con él, pero no se esperaba que los jugadores de ambos equipos saltaran como leones a defender a un árbitro que estaba siendo agredido.

El árbitro es sagrado en el mundo de rugby y creo que este hombre no lo sabía o en ese momento quiso más protagonismo del que le tocaba. Este personaje no es ni amante ni quiere al rugby como los demás, ya que eso que quiso hacer no se puede permitir y así lo entendieron McCaw y compañía.

No sabemos qué pasó con ese hombre, pero lo que esperamos es que no volviese a entrar a un campo de rugby en la vida, también esperamos que haya aprendido la lección y se haya arrepentido de sus hechos.


Salud y rugby