PALOS, OVALES Y ¡ACCIÓN!

la-vila-el-salvador-rugbyReconozco que no me cansa tener todo el tiempo del mundo para reponer sueño, leer, pasear junto al mar en silencio (sin auriculares ni el móvil cerca), hacer crucigramas, escribir, comer, beber o recargar la paz interior perdiendo la vista en el horizonte. Pero no es menos cierto que en todo eso surge un lamento, oval y no boliviano, ante la ausencia de los partidos de liga.

Pero ¡ya está aquí, ya llegó! El pasado sábado comenzó la liga de división de honor de rugby 2017/2018 que este año, por primera vez, contará con la denominación de Liga Heineken. La marca cervecera, que ya patrocinaba a las selecciones, ha dado el salto a la competición nacional. Buena noticia en tanto en cuanto supone una inyección económica. Pero no solo de pan vive el hombre, y clave será, hoy y siempre, cómo y en qué se emplee dicho mecenazgo.

Entre los equipos destaca la novedad del Club de Rugby la Vila, viejo conocido de la categoría, de la que se proclamó campeón en 2011. En su debut frente al Chami dejó buen sabor de boca pese a la derrota. Los favoritos siguen siendo los equipos pucelanos, que un año más han puesto toda la carne en el asador y han realizado fichajes múltiples y de excelente currículum, convirtiéndolos en verdaderas potencias ovales. Alcobendas, con el flamante fichaje del capitán león Nava, se presenta como candidato a intentar que los títulos cambien de paisaje. Otros equipos como Santboi parecen debilitados con la salida de sus extranjeros o, como el Barcelona, son verdaderas incógnitas al contar con plantillas que prometen mucho. Para empezar, hicieron sudar los cinco puntos al conjunto quesero. Conviene también resaltar que el VRAC, como vigente campeón, ha renunciado a participar en Europa, con lo que este año ningún quince pagará las costosísimas facturas (físicas y económicas) que supone esa competición.

En lo que se refiere a la caja tonta, después del despropósito de la Federación con Eurosport, se ha firmado un convenio con Teledeporte para emitir cada domingo un partido en diferido, siempre en la franja entre las 16 y las 21 horas. Además, los jueves, sin horario aún fijo, habrá un programa resumen de la jornada que llevará por nombre “Pasión Rugby”. Hay también un compromiso de emitir seis partidos en directo. Por algo se empieza, aunque ciertamente no mejora lo que se echó a perder.

Las grandes novedades son los cambios reglamentarios y el nuevo formato de la Copa del Rey. Las nuevas normas, que entraron en vigor en el hemisferio norte el 1 de agosto, afectan principalmente a dos momentos del juego, el ruck y la melé, con variaciones sustanciales. Darán mucho que hablar y los amantes del rugby se dividen ya entre los que creen que se hacen pensando principalmente en la seguridad e integridad de los jugadores y los que ven en todo esto un sacrificio del juego en pos de la rapidez y la espectacularidad para atraer aficionados a través de la tele. Esta humilde tribuna se sitúa claramente entre los segundos.

Queda por resolver la incógnita de la Copa Ibérica, ya que aún no se cuenta con un formato definido. Las últimas informaciones apuntaban a una competición en la que participen los tres primeros de las competiciones lusa y española. Indicar por último que la Supercopa de España fijada para el 10 de septiembre, se movió, acertadamente, para el 15 de octubre.

Colocadas ya todas las piezas, solo queda esperar que el puzle armado sea ejemplo de espectáculo y de los valores deliciosos que el rugby regala.

¡Que no pare la función!