Hasta siempre, Jonah Lomu

lomu-falleceEsta mañana parecía una mañana normal, el despertador ha sonado a la misma hora de siempre, hacía sol y algo de frío, pero al coger el móvil para leer las últimas noticias del mundo del rugby y poner el blog al día lo primero que hemos leído ha sido…Jonah Lomu, la leyenda All Black, ha fallecido a los 40 años esta mañana en Auckland. La noticia nos dejaba consternados, tanto que no nos lo creíamos, así que lo comprobamos en diferentes medios internacionales y tuvimos que aceptarlo: sí, Jonah nos ha dejado. El rugby ha perdido a un gran jugador, a una leyenda, a un amante de este deporte que luchó por su vida día tras día hasta que su cuerpo ha dicho basta.

Pero, ¿Quién era Jonah Lomu? Era un tren de mercancías cargado hasta los topes, en bajada, sin frenos y sin conductor, de 1.96 metros, 120 kg y el jugador que ayudó a que el rugby se profesionalizara. Jugó con Nueva Zelanda desde 1994 hasta el 2002, disputando así dos mundiales, el de 1995 y el de 1999, y es precisamente el título de la Copa del Mundo el que le ha faltado para cerrar por todo lo alto su gran carrera deportiva. El ala All Black, siempre con el 11 en la espalda, corría los 100 metros en 10,8 segundos, una marca para poder estar entre los mejores corredores de 100 metros lisos de su época y de ésta. Es, junto a Bryan Habana, el jugador con más marcas en los mundiales de rugby, 15 exactamente, y por supuesto está dentro del Salón de la Fama del rugby y de la World Cup.

Jonah Lomu rugbyJonah llevaba enfermo desde finales de los 90, en el 1996 concretamente le detectaron una enfermedad degenerativa de origen genético que se conoce como Síndrome Nefrítico. Tenía problemas renales y en el año 2004, a los 28 años, se sometió a un trasplante de riñón que le obligó a dejar de jugar al rugby de manera profesional, pues desde entonces necesitó diálisis. Tras la operación siguió jugando de un modo más amateur hasta 2007, aunque en 2009 jugó tres partidos más.

Nos abandona un gran jugador de rugby y una gran persona. Jonah se reúne con su amigo Jerry Collins en el cielo rugbístico para seguir jugando a este gran deporte que amamos por encima de cualquier cosa.Jonah Tali Lomu

Lomu, no te olvidaremos, siempre estarás en nuestros corazones y nuestra memoria. No podremos darte las gracias por todo lo que hiciste por el rugby y por todo lo que disfrutamos viéndote jugar, pero nos gustaría que este humilde artículo sirviese de sincero homenaje.

Hasta siempre, Jonah Lomu, DEP.

Salud y rugby