Harpastum – Orígenes del Rugby II

harpastum - juegos romanos de pelotaHarpastum – Juegos Romanos de Pelota

El harpastum era conocido como el Juego de la Pelota Pequeña y se jugaba con una minipelota muy dura. Este juego se parecía otro juego romano llamado Phaininda. Era necesario que sus participantes tuviesen velocidad, agilidad, resistencia, fuerza, etc, por su alta exigencia física. Los encuentros se disputaban en tierra o césped porque lo normal en un partido era acabar por el suelo, siendo muy comunes las lesiones en este tipo de juegos.

No están muy claras las normas por falta de información ya que hablamos de un juego muy antiguo, pero podemos asegurar que era muy parecido al rugby. Se pintaba una línea y cada equipo tenía que evitar que el contrario les robase la pelota y la llevase a su campo. Filósofos y sabios de aquella época decían que era un juego de estrategia. No está claro cual era el sistema de puntuación y qué se debía hacer cuando una pelota salía fuera del campo.

Se cree que tenía las siguientes características:

  • Campo rectangular: parecido al de un campo de fútbol.

  • Juego de equipo.

  • Número de jugadores variables: entre 5-12.

  • Empezaba el equipo que ganaba un sorteo, en esa época se cree que se tiraba un dado. El equipo ganador empezaba con la pelota en su campo.

  • El jugador con pelota era el único que podía ser placado.

Ateneo dijo: Harpastum, que se llama Phaininda, es el juego que más me gusta. Grandes son el esfuerzo y la fatiga que acompañan a las contiendas de las jugadas, y la violenta torcedura y viraje del cuello. De aquí que Antífanes diga, “¡Maldición!, qué dolor que tengo en el cuello”. Él describe el juego de esta manera: “Cogió la pelota y se la pasa a un compañero de equipo mientras evita a otro y reía. La puso fuera del camino de otro. A otro compañero lo puso a sus pies. Todo el tiempo el público repetía “Fuera del campo”, “Demasiado larga”, “A su derecha”, “Sobre su cabeza”, “En el suelo”, “En el aire”, “Demasiado corta”, “Pásala de nuevo al scrum”.

Alexander Adam, de un pasaje de Isidoro.: Ludere expulsim, vel pilam geminare volantem (Cuando se arrebataban la pelota, y la tiraban al aire, no dejan que se caiga al suelo)

Salud y rugby